Yulimar Rojas proyecta cambiar la historia del salto triple

Informativo TLT

Efren Mendez.- El salto triple femenino, apareció en los Juegos Olímpicos en su edición XXVI en Atlanta 1996. Un año antes en el Campeonato Mundial de 1995 ha falta once días y un mes para el nacimiento de Yulimar Rojas en la ciudad de Caracas, la ucraniana Inessa Kravets daba el salto triple más largo de la historia al alcanzar 15.50 metros.

Nadie podía, como tal vez muchos lo hacen ahora, que esos tres eventos se encontrarían 24 y 25 años después con las mismas protagonistas.

 Kravets ya escribió la parte de la historia que le correspondía, ahora la pluma la tiene Rojas.

Como un prólogo de su capítulo, la “flaca” ha superado en 7 oportunidades la barrera de los 15 metros, si contamos su récord mundial bajo techo, dos han estado por encima de la marca olímpica de 15.39 metros impuesta por la camerunesa Françoise Mbango Etone en Beijing 2008 y se ha acercado a 9 centímetros de la marca de Inessa Kravets.

Es una de las 4 mujeres que han logrado el bicampeonato mundial de la especialidad, en Londres 2017 y Doha 2019, renglón en el que ya supero a Kravets.

A diferencia de la marca mundial, el récord olímpico duró en poder de Kravets 12 años, los mismos transcurridos desde Beijing 2008 hasta Tokyo 2020 donde Yulimar Rojas pudiera tener la oportunidad de “matar” varios registros de un sólo salto.

De superar los 15.50 metros, se convertiría en la primera mujer en lograr el registro mundial y olímpico en una misma gesta y la sexta en lograr subir al podio olímpico en dos oportunidades.

Con 24 años, Rojas sería la plusmarquista olímpica y mundial más joven de la historia y la segunda más zagala de la historia en lograr el oro olímpico en la especialidad.

La proyección y el dominio demostrado por Yulimar Rojas en el salto triple, le presentan una hoja en blanco ávida de historia que esperamos sea escrita en todas sus líneas.