La “bóveda del fin del mundo” almacena 60 mil semillas alimenticias más

Informativo TLT

Una “bóveda del fin del mundo” enclavada en las profundidades del Ártico recibió el martes 60,000 nuevas muestras de semillas, incluyendo vacas de príncipe Carlos y maíz sagrado Cherokee, aumentando las existencias de la generosidad agrícola del mundo en caso de catástrofe global.

La creciente preocupación por el cambio climático y la pérdida de especies está impulsando a los grupos de todo el mundo a agregar sus semillas a la colección dentro de una montaña cerca de Longyearbyen en la isla Spitsbergen en el archipiélago Svalbard de Noruega, a unos 1.300 kilómetros (aproximadamente 800 millas) del Polo Norte.

El “Arca de Noé” de los cultivos alimentarios está configurado para preservar las plantas que pueden alimentar a una población en crecimiento que enfrenta el cambio climático.

Un total de 36 instituciones regionales e internacionales han contribuido a las muestras que fueron depositadas el martes. Los recién llegados incluyen cultivos básicos como el trigo y el arroz, así como variedades silvestres de manzanos europeos.

El último envío elevará la cantidad de variedades de semillas, almacenadas en tres nichos subterráneos a una temperatura óptima de menos 18 grados Celsius (-0.4 grados Fahrenheit), a 1.05 millones.

El banco de semillas tiene la capacidad de almacenar hasta 4.5 millones de muestras.